Uno de los pasos en la zona de frontera.
SANTO DOMINGO. El director del Cesfront, general Sugar Fruguis Martínez, dijo ayer que en la zona fronteriza todo ha transcurrido con normalidad del lado dominicano, y que en el lado haitiano se mantienen cerradas sus puertas por varias diferencias entre los grupos que tienen el control en él área de la aduana de Haití.

Ayer, Diario Libre se enteró de que en Haití no hay problemas con los dominicanos y que estos se mueven sin dificultades por las calles de esa nación y que incluso hacen sus compromisos normalmente.

El director del Cuerpo Especializado de Seguridad Fronteriza y Terrestre, general Sugar Fruguis Martínez, explicó que de este lado se mantiene el reforzamiento de toda la zona fronteriza hasta que sea necesario.

“Desde el lado haitiano no permiten la entrada de nada, solo personas a pie, más nada, nosotros dejamos pasar a todos, siempre cumplan con nuestras leyes”, dijo.

Ante el incidente ocurrido en la frontera entre militares haitianos y dominicanos el ministro de Defensa, Rubén Paulino Sem, advirtió que no permitirán ningún tipo de actuación que atente contra la seguridad y defensa de la nación.

Paulino Sem precisó que el enfrentamiento del sábado ocurrió en suelo dominicano, momentos en que una turba de haitianos intentó sacar del país tres camiones cargados de cemento sin cumplir con los requisitos aduanales y migratorios.

Una fuente ligada al caso y que reside en Haití dijo que el embajador dominicano Alberto Despradel se reunió con las autoridades de esa nación y tras el encuentro, “las aguas volvieron a su nivel”.

“Aquí todo está tranquilo, los negocios de dominicanos han abierto sin problemas y los dominicanos trabajan normalmente”, dijo la fuente consultada.

La prensa haitiana

El periódico haitiano, Le Nouvelliste, en su edición de ayer, no se refirió al tema, solo el primer día del suceso reseñó que soldados dominicanos habían tiroteado a haitianos en la frontera. Las autoridades dominicanas y las haitianas han estado en contacto con respecto al caso desde el primer día, y han garantizado que las relaciones no se afectarán.