Decenas de agentes de la Dirección General de Seguridad de Tránsito Terrestre (Digesett), del organismo en el Distrito Nacional y otras provincias del país, han sido sacado de ese organismo y puesto a disposición de Recursos Humanos de la Policía, tras investigaciones que arrojan que imponían multas ficticias a conductores sin contactarlos.

Una fuente oficial de la institución que organiza el tránsito, confirmó hoy que el general Ernesto Rafael Rodríguez García, director de la Digesett, tras denuncias de conductores, solicitó al director general de la Policía, mayor general, Ney Bautista Almonte, la designación de dos oficiales de la Inspectoría General y Asuntos Internos, para que investigaran varios casos que ya tenía a manos.

La investigación se encaminó luego de que el titular de organismo se enterara de que los agentes de Digesett eran presionados por sus superiores para que impusieran una cuota entre 10 a 15 multas diarias a conductores.

En las primeras investigaciones, los comisionados detectaron que cinco agentes de la Digesett en La Romana, cuya identidad no se reveló, debieron ser sancionados y sacados del organismo, porque llenaban actas de multas, tomando números de cédulas, sólo con el objetivo de completar el pedido de sus superiores de que “tienen que traer mínimo 10 fiscalizaciones en el día”.

La situación que cometían los agentes de la Digesett, se ha descubierto además en San Pedro de Macorís, Distrito Nacional, provincia Santo Domingo, La Vega, Santiago, San Cristóbal, San Francisco de Macorís, y otras ciudades, donde la comisión de oficiales investigan las denuncias de conductores de que le colocaban multas de tránsito sin su conocimiento.

“La situación irregular llevó al director general de la Digesett, general Rodríguez García, a tomar carta en el asunto, y solicitar la designación de dos coroneles adjuntos de la Inspectoría General y de la Dirección de Asuntos Internos, para que iniciaran las pesquisas, las que están arrojando la imposición de multas ficticias”, expuso el informante.

Son muchos los conductores que tienen deudas acumuladas que van desde los tres mil hasta 20 mil pesos, por concepto de multas de tránsito colocadas de manera ficticia por los agentes de la Digesett.

“Lo que te aseguro es que los agentes que estén involucrados en esa irregularidad, no importa el rango, serán separados de la Digesett y enviado a disposición de Recursos Humanos de la Policía, pues el general Rodríguez García no apañará a nadie”, anotó la fuente.

13 multas a senador
El ingeniero Euclides Sánchez, senador por la provincia de La Vega, hace poco denunció en el hemiciclo que visitó el departamento de la Procuraduría General de la República donde se obtiene el certificado de buenas conductas, y se sorprendió cuando le dijeron que en el sistema tenía acumuladas 13 fiscalizaciones de tránsito.

“Pagué las fiscalizaciones porque necesita urgente renovar un documento, pese a que tengo unos 15 años que no conducto un vehículo, porque de eso está encargado mi chofer. Si aparecí con esas multas, que será de aquellas personas que no tienen los medios para denunciar esta arbitrariedad”, sostuvo el legislador del partido oficial

Fiscalización “aérea”
Transportistas públicos y privados de pasajeros, motoconchistas y otros, denuncian de manera constante que cuando acuden a una oficina pública en busca de algún documento o renovación de otros, es que se enteran de que tienen fiscalizaciones de tránsito.